​La transformación de Shiloh Jolie Pitt en John

|

BRAT


SANTO DOMINGO. Era famosa incluso antes de nacer porque la noticia de que Angelina Jolie y Brad Pitt esperaban un hijo biológico —ya tenían otros tres adoptados, Maddox, Pax y Zahara—dio la vuelta al mundo. Sus padres fueron perseguidos día y noche allá dónde viajaban y acabaron reservando la planta de un hospital en Swakopmund (Namibia) y programando la cesárea solo para que la pequeña Shiloh Jolie Pitt naciera alejada de los focos un 27 de mayo de 2006. Esto duró poco. Con solo unos meses de vida se convirtió en una auténtica imagen de la cultura popular. Tanto que fue la primera recién nacida inmortalizada en el museo de cera neoyorquino Madame Tussaud.


Pero aquella niña de cabellos dorados supo desde bien pequeña que quería ser un chico y con solo cuatro años ya vestía como tal. Angelina Jolie explicó en 2010 en una entrevista a Vanity Fair que su hija prefería lucir ropa masculina y que para ella no suponía ningún problema: “Le gustan los trajes. Lleva corbata, chaqueta y pantalones. Le gusta vestir como un niño. Quiere ser como un niño. Tuvimos que cortarle el pelo. Le gusta usar cosas de hombre. Ella cree que es como uno de sus hermanos. Brad y yo no pensamos decirle cómo debe actuar o cómo debe sentirse. Que ella misma encuentre su lugar”.


Cuando tenía ocho años fue su padre quien desveló que ya no quería ser conocida como Shiloh, sino que prefería que le llamaran John. En una entrevista con Oprah Winfrey en 2014, Pitt reveló que cuando se dirigía a ella como “Shi”, ella lo interrumpía inmediatamente diciendo: “Soy John”. Un nombre que eligió por su afición a Peter Pan, pues es como se llamaba uno de los hermanos de Wendy.


Desde entonces toda la familia le trata como tal y de ello quedó constancia en el estreno de la película Invencible (2014), producida y dirigida por Angelina Jolie, donde optó por llevar un traje y corbata a juego con sus hermanos mayores Maddox y Pax. Imagen que se ha repetido desde entonces en cada alfombra roja a la que ha acudido para acompañar especialmente a su madre, pues desde que Angelina Jolie y Brad Pitt se separaron en 2016 —cuyo divorcio aún sigue coleando—, sus hijos han sido el gran apoyo para la actriz, quien siempre que puede se los lleva a cada estreno y rodaje.


Angelina Jolie, junto a sus Vivienne, Zahara, Shiloh y Knox, el pasado octubre, en Londres.ampliar foto

Angelina Jolie, junto a sus Vivienne, Zahara, Shiloh y Knox, el pasado octubre, en Londres. GTRESONLINE

Una apariencia física que en los últimos años se ha agudizado. A sus 13 años, Shiloh, o John, como se siente y desea ser conocido, lleva siempre el pelo corto, usa corbatas y boinas y ropa catalogada comúnmente como masculina. Es habitual verle paseando por las calles de Los Ángeles con camisetas anchas y pantalones piratas y el pasado octubre acudió junto a sus hermanos Zahara y los gemelos Vivienne y Knox a la alfombra roja del estreno de Maléfica, la última película protagonizada por su madre, con un pantalón y una camisa masculina.

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.