​Un ayer y un mañana para el coronavirus

|

Porque hablar del presente solo permite incertidumbres e informaciones que se propagan como el propio virus. En el país, y en el mundo entero, asciende el número de contagiados y también de fallecidos. El ministro de Salud Pública aquí, Rafael Sánchez Cárdenas, informa por vía virtual y de inmediato la prensa nacional reporta; pero son las redes sociales las fuentes más leídas; en tanto que las llamadas de amigos y conocidos solo producen ese efecto de  ¿qué va a ocurrir con este pueblo?


Y sucede que aunque el virus, con sus coronas en alto, no distingue entre reyes, príncipes, políticos poderosos, artistas de renombre y el llamado ser humano de a pie, o con pocos recursos, todavía a la hora de redactar estas líneas el ministro Sánchez Cárdenas advertía que sancionarían a los laboratorios de “Referencia” si continuaban incumpliendo  con el protocolo de reporte a Salud Pública de nuevos casos del Covid-19; así como insistía con los laboratorios privados autorizados para que realizaran las pruebas , para las cuales les fue entregado un formulario en el que debían reportar los nuevos casos y entregarlos a la autoridad competente.


Así, entre desacuerdos y actuaciones dubitativas, la nación dominicana expande en estos días de epidemia  su cielo gris, a tono con el estado de emergencia decretado por el Gobierno días atrás, con el consiguiente cierre de fronteras y  toque de queda.


Se sabe que peligran más las personas adultas mayores; o sea, quienes pasan los 60 años, y no hay que olvidar que la población dominicana, como el resto del mundo, es cada vez más envejeciente. ¿Qué pasará finalmente en el mundo y aquí? ¿Cuándo acabará su paso la pandemia y cuántas víctimas quedarán sepultadas tras ella?


Nadie puede hablar del hoy, por incierto e impreciso. El mañana dirá y quizás haya tiempo para que quienes mueven millones de pesos y dólares, se den cuenta de que si la casa del vecino arde, la suya, sin duda alguna, corre mucho peligro. 

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.